Alaró, un paraíso entre dos mundos – Mallorca

views over Alaro Mallorca

Alaro Mallorca Centre

De la misma manera que su pasado transita por esa difusa línea que separa la historia de la leyenda, el presente de Alaró se va construyendo pausadamente día a día entre la montaña y el llano. Armoniosamente dividido en dos barrios, cada uno de ellos dotado de una personalidad propia y diferenciada  –”Los D’Amunt”, típicamente montañero, y “Los D’Avall”, más moderno y reciente, con numerosos inmuebles de nueva construcción,  resultado de un importante desarrollo inmobiliario–, el pueblo ha sabido combinar  los perfiles característicos de la sierra mallorquina con la influencia creciente que sobre el cotidiano devenir ejerce su cercanía con los núcleos de Palma e Inca.  El recuerdo de la gesta épica de los caudillos Cabrit y Bassa, nobles mallorquines del siglo XIII que, fieles al rey Jaime,  resistieron hasta la muerte, refugiados en el castillo roqueño que se levanta en las alturas, el asedio del invasor Alfonso II de Aragón, sigue latiendo todavía en sus calles, convertidas hoy en el refugio de todos aquellos que un día, entre todas las opciones posibles, se decantaron por este pequeño paraíso del Raiguer habitado por poco más de cinco mil personas para establecer allí su residencia.

Y es que el número de ciudadanos, tanto de las islas como del resto de España e incluso del extranjero, que en los últimos años ha elegido Alaró para vivir, decidiéndose por una de las atractivas y variadas ofertas inmobiliarias existentes, ha experimentado un importante crecimiento. Muchas son las casas en Alaró habitadas por familias que en su momento decidieron decir adiós a su vida anterior. No en vano, adquirir un inmueble en Alaró, ya sea una finca, una casa de campo, un chalet o un moderno apartamento, supone enlazar sin rupturas el ayer y el hoy y los sueños con la realidad. Comprar una casa en Alaró es, en definitiva, hacer una apuesta firme y segura por un cambio sin renuncias.

Alaró es, por encima de todo, un pueblo que vive y sobrevive gracias a su estrecha relación con la naturaleza que lo rodea.  Olivos, almendros, algarrobos e higueras forman parte del paisaje del pueblo y determinan en buena parte el transcurrir de la jornada diaria de sus gentes del mismo modo que las inmensas moles de los vecinos puigs de Alcadena y Alaró dibujan las abruptas líneas orográficas de su fisonomía.

Igualmente importante es también para el municipio la actividad ganadera, a la que nunca ha dejado de mantenerse fiel, como homenaje a sus orígenes pero también por convicción. Así, a las explotaciones de ganado ovino, porcino, y cabrío tradicionales hay que sumar la presencia de una importante granja de aves de corral destinada a la producción de huevos.

Pero si ha habido una actividad por la que Alaró se ganó en el pasado un nombre en toda la isla, esa fue el de la fabricación de calzado. Es cierto que, desgraciadamente, poco queda ya de las más de treinta fábricas que antaño trabajaron a pleno rendimiento, pero el espíritu emprendedor se mantiene vivo entre sus gentes y permite que, contra viento y marea, ese pequeño sector de la economía que se entronca forma parte ya de la historia del pueblo se mantenga todavía en pie.

Entre la historia y la leyenda, la montaña y el llano, Alaró se alza, en suma, como un verdadero paraíso que reúne lo mejor de ambos.

 

¿Está usted buscando una finca en Alaró? ¿O un terreno en las afueras del pueblo para construir la casa de sus sueños? ¿O un chalet/ casa de pueblo dentro del pueblo de Alaró? No dude en contactarnos, estamos encantados de ayudarle en su búsqueda. Engel & Völkers Santa Maria: +34 971621629.

 

Ver oferta actual de inmuebles en Alaró

Publicado por en No clasificado.


Array
(
)