Deportes y ocio en Mallorca

GOLF

Desde 1964, cuando abrió sus puertas el famoso Club de Golf Son Vida justo a las afueras de Palma, Mallorca se ha erigido en un paraíso para los golfistas, con un total de 21 campos de golf en la isla, lo que la convierte en un importante centro golfista en el Mediterráneo. La isla atrae a los golfistas gracias a su excelente climatología, pues durante los meses de septiembre a octubre y de enero a mayo el tiempo es benigno y agradable para las actividades al aire libre.

VELA

La inversión multimillonaria continuada en la industria del turismo náutico ha hecho de Mallorca uno de los principales destinos náuticos del Mediterráneo tanto para las embarcaciones de recreo pequeñas como para los “superyates” multimillonarios, lo que ha derivado en la creación de un animado calendario de regatas y acontecimientos náuticos.

Cada año la isla alberga importantes regatas internacionales y acontecimientos náuticos como por ejemplo el Trofeo Princesa Sofía (abril), la Superyacht Cup (junio) o la regata Breitling (julio) en Puerto Portals. La Copa del Rey en el Real Club Náutico de Palma (finales de julio-agosto). A estas celebraciones les sigue el espectacular Trofeo Almirante Conde de Barcelona, en el que participan más de 50 embarcaciones clásicas (construidas antes de 1949 y entre 1950 y 1975) en la Bahía de Palma (a mediados de agosto). Además, por la isla se celebran muchas otras regatas locales en primavera y verano.

PUERTOS DEPORTIVOS

Mallorca cuenta ahora con 44 puertos deportivos con más de 1.400 atracaderos atendidos por personal cualificado para el mantenimiento y la reparación de embarcaciones durante todo el año. Junto con la infraestructura náutica de la isla, la vertiente recreativa de la industria también ha crecido enormemente. Algunos de los puertos deportivos más famosos de la isla son el Club de Mar y el Real Club Náutico en Palma, Puerto Portals y los puertos deportivos de Puerto Pollença y Puerto Alcudia en el norte. En la costa este, el Yacht Club Cala d’Or ha sido renovado recientemente y ofrece unas instalaciones de primera categoría y un completo programa social.

El puerto deportivo de Puerto Sóller acaba de remodelar su área portuaria; los antiguos edificios militares frente a la línea de mar han sido derribados y se ha reestructurado el actual puerto deportivo, que ahora posee una capacidad para 400 atracaderos.

CICLISMO

Mallorca posee una red de 1.250 kilómetros de carretera y aproximadamente la mitad son carreteras menores o secundarias que en los últimos años se han renovado y adaptado para el cicloturismo. Son accesibles para todo el mundo, tanto para ciclistas aficionados como para profesionales, pues las rutas principales atraviesan la isla a lo largo y recorren largas llanuras planas, pendientes suaves y pronunciadas y espectaculares rutas de montaña (el 20 % aproximadamente de estas carreteras pasan a través de montañas). Además, se han introducido una nueva señalización y vías especiales para bicicleta.

EXCURSIONISMO Y SENDERISMO

El senderismo es uno de los pasatiempos más populares de la isla, especialmente durante los meses de invierno. Una de las épocas más espectaculares para realizar excursiones a pie es durante la floración de los almendros (de finales de enero a febrero), cuando el campo se cubre de un increíble manto floral de un delicado color rosa. Existen muchos libros excelentes sobre el tema y ocasiones para pasear por rutas guiadas por toda la isla. En Palma se organizan paseos guiados multilingües por la ciudad durante todo el año.

Para los más entusiastas, caminar por la ruta antigua de Mallorca es una de las mejores formas de disfrutar del entorno natural y de los vestigios históricos y monumentos de interés. Estos senderos, que se ha ido restaurando durante los últimos años, recorren las antiguas cañadas cercanas a las cimas más altas del sistema montañoso de Tramuntana. Una vez finalizada, la ruta comprenderá un total de 150 kilómetros de senderos peatonales y unirá el extremo sur de la cordillera de Tramuntana en Andratx con el extremo norte de Pollença. La ruta se divide en ocho etapas y cada etapa tendrá su propio refugio cuando se completen los trabajos de restauración. Por el momento están abiertos dos de los refugios: Tossals Verds y Muleta.

Publicado por en No clasificado.


Array
(
)