Sant Cugat: Vivir y disfrutar

Sant Cugat es una bonita localidad situada a 12 km de Barcelona. Excelentemente comunicada con la capital catalana mediante la autopista, los túneles de Vallvidrera y la carretera de la Rabassada y la de Vallvidrera; goza de las ventajas de un municipio de la periferia, disfrutando de un excelente pulmón verde compuesto por extensos parques y jardines, conservando un espíritu de pueblo con sus tradiciones, cultura y fiestas populares. Todo ello, hace que vivir en Sant Cugat ofrezca a sus habitantes un alto nivel y calidad de vida.

Gracias a su proximidad, es una localización ideal donde muchas familias han establecido su núcleo familiar pese a seguir trabajando en Barcelona. Caracterizada por una población joven, Sant Cugat dispone de cómodas infraestructuras que ponen a disposición de sus habitantes escuelas, colegios y ludotecas, centros de salud, Mercados (Torreblanca y Pere Sant), aparcamientos públicos, centros comerciales y de ocio como el Golf de Sant Cugat y el de Sant Joan, Gimnasios y clubes deportivos como el Dir Sant Cugat, el Junior y el Set Ball y una gran oferta comercial y gastronómica muy sugerente.

Dispone además de una desarrollada red de transporte que permite acceder a todos sus puntos gracias a 4 líneas de Autobús; Estaciones de FGC con paradas en Sant Cugat, Valldoreix, La Floresta, Les Planes, Mirasol, Hospital General, Sant Joan, y prevista la apertura de la parada de Vullpalleres; estación de Renfe en Coll Favà.

Asimismo, Sant Cugat cuenta con un patrimonio arquitectónico histórico y cultural con el Monasterio de Sant Cugat como máximo exponente de la ciudad, siendo uno de los más importantes e influyentes del condado de Barcelona a lo largo de la edad Media. Ha sido recientemente restaurado y consta actualmente de la Iglesia y de un claustro que acoge la sede central del Museo de Sant Cugat. Las masías, como la de la Torre Negra ubicada en el Parque Natural de Collserola, es una de las edificaciones más antiguas de Sant Cugat y tiene sus orígenes en una de las torres de defensa del s. XI; Ermitas y edificios catalogados son también señales identificativas de nuestro patrimonio.

El Ayuntamiento de Sant Cugat, regula mediante un plan de urbanismo toda construcción que se lleve a cabo en el municipio, así como la gestión urbanística y el desarrollo y crecimiento de la ciudad. El tipo de vivienda Standard ofrecido en Sant Cugat, se caracteriza por ser fincas de reciente construcción con zonas comunitarias con piscina, garaje y una zona de trastero. Sant Cugat se divide en barrios o distritos de la siguiente forma:

El Centro o Núcleo Urbano, que tiene como centro el Monestir con la plaza Octavià, y las calles Santiago Rossinyol, Santa Maria y Valldoreix hasta alcanzar la plaza Lluís Millet, más conocida como la plaza de la Estación. Se caracteriza por ser una zona de edificios más antiguos, de poca altura, prácticamente todo peatonal y donde se concentra la mayor parte del comercio de Sant Cugat.

Junto a la Plaza Lluís Millet, se encuentra el Golf de Sant Cugat; con él, limita el barrio del Eixample, cuya denominación encuentra su origen en su similitud al trazado con el Eixample Barcelonés. Se caracteriza por pisos de superficie más amplia, con una gran zona comunitaria con piscina y pocos vecinos, próximo al parque de Collserola y al acceso de Sant Cugat por la Rabassada.

Junto al Eixample, el Golf y Can Trabal, zonas Residenciales caracterizadas por su proximidad al club deportivo donde practicar este saludable deporte y disfrutar de unas magníficas vistas a su extensa zona verde. Grandes casas unifamiliares o casas adosadas con jardín colonizan esta área.

Dos vecindarios más recientes son Parc Central y Coll Favá, en el lado opuesto al casco Antiguo. Ambos distribuidos alrededor de un eje central: Manel Farrés y Francesc Macià respectivamente. En ambas avenidas se encuentra la zona comercial rodeando un parque en el centro, y alrededor de ella se distribuyen zonas comunitarias de obra vista con maravillosas vistas y soleados parques, así como casitas adosadas y alguna casa unifamiliar.

Valldoreix y Mirasol son ambas entidades municipales descentralizadas que antiguamente eran poblaciones de veraneo de habitantes de Barcelona capital. Actualmente puede encontrarse viviendas unifamiliares más antiguas, algunas reformadas, otras de reciente construcción y terrenos donde poder edificar nuevas viviendas

Publicado por en No clasificado.


Array
(
)