¡Pasarela Berlín!

Catwalk in Berlin! El momento ha vuelto: ¡Berlín se transforma en pasarela! Hoy se inaugura en Berlín la Fashion Week, que da la bienvenida a diseñadores y marcas de todo el mundo. La industria de la moda internacional se reúne del 19 al 23 de enero en la capital alemana para presentar las tendencias de la siguiente temporada. Los amantes de la moda y fashionistas suelen transformar la inspiración recibida directamente yéndose de compras. ¿Pero qué pasa en realidad con las pequeñas tiendas de moda en Berlín? ¿Se necesitan todavía locales comerciales en tiempos del comercio electrónico?

“En los mejores sitios de Berlín la demanda supera en mucho la limitada oferta”, informa Marcus Kötschau, jefe de Retail Services de Engel & Völkers Commercial Berlin. Los alquileres llegan a costar hasta 310 € por metro cuadrado. Lo que antes eran ubicaciones de segunda, como la parte oeste de Kudamm entre Olivaer Platz y Adenauerplatz, se han visto revalorizadas por interesantes marcas internacionales de moda como por ejemplo la joven marca italiana Dimensione Danza, la firma de moda para caballeros Pal Zileri o la marca española de ropa para niños Nanos.

El comercio y los fabricantes cambian su forma de pensar

“Las pérdidas en ventas por el comercio electrónico de sitios como amazon o Zalando han obligado a los minoristas a cambiar su forma de pensar”, señala Kötschau. Con la maraña de ofertas en la red el posicionamiento adecuado de la marca gana en importancia. Por ello cada vez más las grandes cadenas comerciales así como también muchos fabricantes siguen ampliando sus actividades en línea y apuestan consecuentemente por una estrategia multicanal. Con ello desaparecen cada vez más las fronteras entre ventas iniciadas estacionariamente y ventas generadas online. “Da igual si es Adidas, Apple, Esprit, Levi‘s, G-Star, Lego, Mango, Hugo Boss o Villeroy & Boch – sin una presencia en el comercio al por menos no se puede hacer negocio en línea”, apunta el experto en comercio al por menor.

Su opinión es incluso más válida para conceptos internacionales de moda que intentan hacerse un hueco en el mercado alemán. “Están obligados a tener tiendas en las mejores calles comerciales alemanas, para dar a conocer entre el grupo destinatario la marca y el concepto de estilo de vida que profesa”. Y dónde mejor que en la capital, donde no solo viven 3,5 millones de personas, sino que también se puede llegar anualmente a 11,3 millones de personas que pernoctan así como más de 130 millones de visitantes de un día”.

Las marcas internacionales de moda apuestan por Berlín

Muchas marcas internacionales inauguran sus primeras tiendas insignia en Berlín, y en concreto prefieren el oeste de la ciudad en Tauentzien o Kudamm. Así el consorcio español Inditex está representado aquí no solo con ZARA, sino también con sus canales de distribución algo menos conocidos Bershka y Pull & Bear. El concepto de moda joven norteamericano Forever 21 inauguró una tienda en la capital, así como también Uniqlo. Desde abril del pasado año la marca de moda japonesa tiene una superficie de ventas de 2700 m² en la antigua Nike Town en Tauentzien, su hasta la fecha única sucursal en Alemania, la cual además es su tienda más grande en Europa. También el concepto de moda originario de Polonia, Reserved, ha alquilado un local en la calle Tauentzienstraße e inaugurará aquí en otoño de 2016 una tienda insignia de 2000 m². “Para estas empresas lo primordial es una alta frecuencia de pasantes, que es necesaria para poder amortizar los altos precios de arrendamiento del local”, explica Kötschau.

Además de estos, también son actores esenciales de la gran demanda pequeños sellos de diseñadores del segmento de moda de calidad como por ejemplo la marca sueca Filippa K, para la que Engel & Völkers Commercial Berlin ya en otoño de 2013 consiguió un local comercial en Kurfürstendamm 29. También las marcas francesas The Kooples y Zadig & Voltaire se quieren instalar dentro de poco en Kudamm.

Posicionamiento de marca e imagen de costos extremadamente altos

Además hay tiendas de fabricantes de artículos de marcas conocidas de gama media y alta como Lacoste, Longchamp, Picard, Michael Kors o Swatch, que se presentan en la mejor zona de la ciudad con sus tiendas. “Las tiendas decoradas según la identidad corporativa sirven en primer lugar como objetos de prestigio. Son un importante instrumento de marketing, para posicionar la marca en el mercado y mantenerla presente en las cabezas de los clientes”, comenta Kötschau. Si en las tiendas realmente se gana dinero no es tan importante. El objetivo es aumentar el valor de la marca y el volumen de ventas total de la empresa, el cual se consigue tanto a través de los portales de venta propios y ajenos como también con la venta clásica en tiendas físicas.

 

 

 

Publicado por en No clasificado.


Array
(
)